Cars

Camiones & Utilitarios Camiones & Utilitarios Posventa Responsabilidad Social Empresaria
Un SUV grande

Un SUV grande Peugeot 5008: viajes placenteros para familias numerosas

14/10/2021 - Este vehículo de tres filas y siete asientos es importado desde Francia. Tiene un motor diésel 2.0 de 150 CV, acoplado a una caja automática de 8 marchas.

PABLO EPIFANIO   9 December 2010

TEST DRIVE: Peugeot 207 GTi

Peugeot 207 GTi, genética de la más pura

Esta versión del Peugeot 207, importada de Europa, representa el espíritu deportivo de la marca francesa en su estado más puro. Un código genético identificado con la sigla GTi y animado por 156 CV.

TEST DRIVE: Peugeot 207 GTi

La tradición deportiva en autos de calle de Peugeot tiene su sello distintivo en las siglas GTi. Aunque a decir verdad, la mayoría de las veces no es necesario acercarse hasta descubrir ese loguito con las tres letras para corroborar que se trata de una versión más radical. Esta lógicamente no es la excepción. Su apariencia lo delata y más aún en esta carrocería de tres puertas. Un verdadero encanto.

Desde hace varios años, la marca francesa viene imprimiendo una dosis de deportividad a algunos de sus modelos para poner en escena variantes especiales de este tipo. Estos exponentes conjugan elementos netamente estéticos de índole sport, tanto en su exterior como en el habitáculo, con ajustes específicos de tipo mecánico para que su comportamiento esté acorde a la imagen y, como corresponde, desde el punto de vista de la propulsión. El eficiente propulsor 1.6 de 156 caballos es uno de los puntos más altos de esta versión deportiva del 207.

Seducción

La intensidad y la pureza de sus líneas es lo que lo hace tan agradable a la vista. No es un auto para los que quieren pasar inadvertidos.

El frontal es agresivo, por su enorme toma de aire y sus afiladas ópticas. Los faros antiniebla contenidos en una moldura plástica encajan perfectamente en el juego de nervios que pasan por la parte baja de la trompa.

Los generosos neumáticos 205/45 con llantas multirayo de 17 pulgadas parecen querer salirse del límite de los pasaruedas generando una estética impecable.

La cola también se ve invadida por los musculosos guardabarros y la pronunciada línea de cintura. Se destacan el alerón, los leds de las ópticas, y la salida cromada del escape.

Habitáculo y equipamiento

Por dentro se respira exactamente el mismo ADN deportivo RC, todo ambientado con una excelente calidad de materiales y determinados elementos distintivos como el aluminio de la pedalera y la palanca de cambios.

Las butacas de perfil deportivo están tapizadas en cuero y sus grandes pétalos para la sujeción lateral se mostraron muy eficientes al momento de exigirlo en pruebas. 

El instrumental es de fácil lectura, por su distribución simple, sus números de buen tamaño y por el fondo blanco de los cuadrantes, que además están encerrados en una esfera cromada.
A las plazas traseras se accede abatiendo las butacas delanteras para encontrar un espacio acotado, especialmente al momento de estirar las piernas y porque la altura al techo es escasa.

Del baúl mucho no se puede pretender en términos de volumen teniendo en cuenta el tipo de carrocería, ya que cuenta con 270 litros de capacidad. De igual modo es, como las plazas traseras, un dato menor para quien aprecia las características deportivas de un auto de esta especie.

Entre el equipamiento de confort se alistan la computadora de a bordo; equipo de audio de la reconocida marca JBL con CD, MP3 y Bluetooth; climatizador automático de dos zonas; cruise control; espejo retrovisor electrocrómico; techo panorámico; y asientos calefaccionados.
El rubro seguridad está representado por los frenos ABS con repartidor de presión de frenado; control de estabilidad; seis airbags y control de presión de neumáticos.

Motor 

El motor del 207 GTi es el 1.6 desarrollado junto a BMW que entrega 156 caballos de potencia y que utiliza el MINI, paradójicamente su rival más directo en nuestro mercado. Su devolución ante la presión del acelerador es una respuesta alegre, picante, de una alta eficiencia. Con muy buenos parámetros de aceleración, se comporta de manera un poco más racional que su antecesor. Es notable la elasticidad que demuestra en diferentes rangos de revoluciones.

Combinado con una caja de seis velocidades, puede acelerar de 0 a 100 km/h en 8,6 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 213 km/h.
El consumo promedio se ubica en los 9,1 litros cada 100 kilómetros en ciudad y 7,4 en recorridos mixtos, ciudad /ruta. Otro punto a favor, más teniendo en cuenta la performance sport con la que deleita a quienes viajen en él.

En acción 

El diagrama de suspensiones reporta un andar bien firme y bastante confortable, siempre y cuando se transite por autopista o rutas en buen estado. Transmite seguridad en todo momento, es fácil de llevar y se mantiene muy estable, luciéndose por el agarre en curvas cerradas. En el circuito urbano los neumáticos de bajo perfil y el escaso recorrido de las suspensiones hacen sentir el rigor característico que, en mayor o menor medida, tiene todo modelo que se precie de ser deportivo.
Por su parte, el funcionamiento de la caja es muy preciso y con un sonido metálico -de esos que denotan calidad- manifiesta el pasaje de una marcha a otra.

La rigidez estructural del chasis ayuda al buen desempeño dinámico de esta versión GTi europeo. Los frenos hacen su trabajo a la perfección.

Conclusiones

El Peugeot 207 GTi se comercializa a un precio de 116.200 pesos y en $118.700 la versión cinco puertas. La garantía resulta un tanto mezquina ya que cubre un período de dos años.

En resumen, es un auto especial dentro de la familia del león por su impronta deportiva y porque tiene los estándares de calidad y equipamientos propios de los productos que se ofrecen en Europa. Su comportamiento deportivo es elogiable, basado en las suspensiones, la dirección y el empuje de su motor. Todo esto redondea una ecuación óptima.

 


A favor

  • Comportamiento
  • Calidad
  • Motor

En contra

  • Plazas traseras
  • Garantía
  • Baúl