Cars

Camiones & Utilitarios Camiones & Utilitarios Posventa Responsabilidad Social Empresaria

Newsletter semanal

SUSCRIBIRME

CLAUDIO CAPACE   22 agosto 2011

Después de la Fiesta, la hora de la familia

El Fiesta sedán llega para completar la oferta de Ford en el segmento más caliente del mercado. Moderno, funcional y muy equipado, sus prestaciones no sorprenden, pero seduce por diseño y seguridad.

TEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertas
TEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertasTEST DRIVE: Ford Fiesta Kinetic Design 4 puertas

Después de la presentación del Ford Fiesta Kinetic Design de cinco puertas, modelo con el que la marca el óvalo “rompió” el segmento, llegó la presentación de su variante cuatro puertas o sedán, con una meta más familiar y privilegiando a aquellos que necesitan un baúl más generoso.

A tono con las publicidades televisivas del hatchback podríamos decir que, tras la parranda con las chicas que aparentemente hay que realizar antes de casarse, llega el momento de sentar cabeza y formar una feliz familia tipo. Y, para eso, nada mejor que manejar un Fiesta Kinetic Design sedán.

Por fuera

Estamos ante un auto que compite de manera directa con el Honda City pero que también puede tentar, aunque gozando de menor espacio interior, a aquellos clientes que tienen en vista al Fiat Linea, un modelo “excedido” del segmento B.

Las variables que se aprecian en el planteo estético entre este Fiesta Kinetic Design y el que conocíamos hasta ahora son claras y evidentes: si bien es más sobrio, no pierde esa cuota moderna y vanguardista que introdujo entre nostros su hermano de 5 puertas. En el primer golpe de vista, el diseño de la parilla y el conjunto frontal marcan claras diferencias entre ambos: por ejemplo, las luces leds que le dan esa “mirada” tan particular están, pero perdieron el marco cromado que los contenía.

Como ya todos sabemos, el punto crítico de todo diseño tricuerpo, y especialmente en autos compactos, está dado por la definición del sector 3/4 trasero. El desafío de los ingenieros es “disimular” el peso de un volumen generoso conformado por el tándem “pilar C-guardabarros trasero”. En este caso, hay que reconocer que los lápices de Ford supieron encontrar un trazo fluido que en nada desentona con el feeling del auto: este Fiesta mantiene la armonía de punta a punta.

Medidas

No está mal recordar que el Fiesta Kinetic Design responde a los enunciados del Plan One Ford, y se suscribe dentro de las plataformas y modelos globales con los que la marca busca recuperar protagonismo. El suceso de ventas en Europa parece darle la razón: es un auto que gusta en culturas automovilísticas disímiles.

Algunas definiciones métricas que nos ayudan a develar de “qué se trata”. Los neumáticos son generosos y de perfil bajo: monta 195/50/16 (la rueda de auxilio es temporal… tarjeta amarilla); pesa 1.195 kg; tiene una capacidad de baúl de 362 litros –correcto pero tampoco es para emocionarse tratándose de un cuatro puertas, y encima con bisagras “intrusivas”– y el tanque de combustible aloja 45 litros. Sus cotas exteriores manifiestan que es un sedán del segmento B generoso: mide 4.409mm. de largo, 1.720mm. de ancho y 1.473mm. de alto, la distancia entre ambos ejes es de 2.490mm.

La diferencia de poco más 30 cm respecto de la versión hatch se materializa desde el eje trasero y hasta el paragolpes posterior. En otras palabras: “creció a lo largo” en el baúl y mantiene la misma distancia entre ejes… con lo cual ya estamos adelantando que no mejora la limitada habitabilidad para los pasajeros que se sientan atrás del conductor.

Por dentro

El tratamiento interior reafirma la apuesta de modernidad y es absolutamente consecuente con lo que el diseño propone desde la percepción exterior: funcional, intuitivo, refleja su novedosa concepción. A nivel de calidad y materiales, no hay dudas acerca de que este modelo llega para marcar referencia en su categoría. Así de sencillo.

El cuadro de instrumentos es de rápida lectura, tiene un indicador de cambio de marcha para aprovechar mejor cada litro de nafta y se asiste de una computadora de a bordo. Nos gustó el “slush” (material blando que evita ruidos y es muy agradable al tacto) que conforma la plancha principal superior. Si bien pasando la lupa hay algunos detalles menores en algunos puntos de la matricería plástica, no llega a bajar el promedio.

La posición de manejo es buena, sobre todo para los más altos: la butaca regula en altura y el volante en altura y profundidad. La visibilidad es correcta hacia los laterales y adelante, aunque mucho más limitada en el sector posterior. El habitáculo está planteado para dos adultos adelante y dos menores o dos adultos de menores proporciones para el sector trasero. Es el único punto en contra que se le puede achacar. La solución: resignar espacio longitudinal adelante, así se gana lugar para las piernas de los pasajeros posteriores.

Equipamiento

Este modelo llega al mercado local en dos variantes: Trend y Trend Plus como tope de gama, dejando la highline Titanium para la versión de dos volúmenes. Nos tocó en suerte probar la versión Trend.

A nivel de confort, responde a las expectativas de su categoría y precio: pack eléctrico (apertura de puertas, cuatro levantavidrios y espejos), tapa de combustible sin tapa pero con traba, computadora y aire acondicionado. Respecto del modelo hatch Titanium “pierde” Bluetooth, comando a distancia del audio y puerto de reproducción USB.

Cuando llegamos al rubro seguridad, el Fiesta gana por goleada: control de estabilidad y tracción; siete airbags, ABS (con EBD, reparto electrónico de fuerza de frenado), cierre automático de puertas y ganchos normalizado para sillas de niños: Lo raro: la ausencia de luces antiniebla.

Motor y prestaciones

El motor, combinado con una caja manual de cinco velocidades, es el conocido Sigma naftero de cuatro cilindros y 1.6 litros (para ser exactos 1.596 cc.) que tiene dos árboles de levas a la cabeza, 16 válvulas y distribución variable. Su máximo registro de potencia llega a las 6.350 rpm, que es cuando entrega 120 CV, y el torque o cupla motora también aparece bien “arriba”: 15,5 Kgm a 5.000. Se trata de un impulsor que, claramente, se siente más cómodo a partir de las 4.000/4.500 vueltas.

Performance & consumo

Vamos a los números: más de 170 km/h de máxima, reacciona de 0 a 100 km/h en 13 segundos, y cubre el kilómetro con partida detenida en 34 segundos. Prestaciones lógicas pero escasas de emociones: el chasis parece prometer potencias mayores. El motor es progresivo y sereno, aunque extraña un poco de explosión.

Cuando medimos los consumos, se corrobora que las largas relaciones de caja (que le quitan algo de brillo a la hora de acelerar-recuperar) favorecen un rendimiento más que aceptable: a 130 km/h necesita 5,8 litros para los cien kilómetros lo que permite recorrer en esas condiciones 750 km. En ciudad se las arregla con 10 litros cada cien kilómetros recorridos, por lo que ofrece una autonomía de alrededor de 450 km.

Sensaciones de manejo

Pasemos a las performances, que se dan en un marco de gran confort y seguridad, con ejes que son “sinceros” y previsibles en cuanto a las sensaciones y reacciones. Sólo en situaciones límite, como llegar demasiado rápido ante virajes muy pronunciados, pone de manifiesto que es un tracción delantera y tiende a irse de trompa… pero poquito, ya que la electrónica pone todo en su lugar de manera efectiva.

En ciudad es un auto muy cómodo que filtra bien las asperezas y otorga un buen marco de confort; aunque los neumáticos de perfil bajo hacen que algunos pozos se sientan de manera más intensa. Una solución mecánica que se percibe claramente como un aliado a la hora de conducirlo es la impecable asistencia eléctrica de la dirección que, junto a un radio de giro de 10,2m., le permite moverse con inusitada delicadeza en espacios reducidos sin por ello perder sensibilidad en la ruta.

Balance final

La gama de precios se ubica en $ 87.450 para este Trend y $ 90.720 para el Trend Plus. Se puede elegir entre ocho colores, todos ellos atractivos y sentadores, y la garantía es ponderable: 3 años o 100.00 km.

Evidentemente pensado para aquellos solteros que dieron un paso más allá, sentaron cabeza y resignaron las festicholas, pero no están dispuestos a resignar diseño ni tecnología en su auto, y con un destacado equipo de seguridad, esta variante del Fiesta llega para marcar su territorio dentro del segmento B+.

El tiempo dirá cómo le va en esa aventura, pero lo cierto es que le sobran motivos para subirse al podio de las preferencias locales.

Comentá la nota:

Test Drive

Test Drive Peugeot 508: el ejecutivo

25/09/2017 - Exhibe el último lenguaje de diseño de la marca del león. Lo evaluamos la versión tope de gama con motor diésel.

Test drive

Test drive Citroën Grand C4 Picasso: Familiar de verdad

15/08/2017 - Es uno de los últimos monovolúmenes familiares del mercado. Probamos la versión Shine con motor THP, caja automática y un gran nivel de equipamiento.

Test drive

Test drive Creta, el SUV Compacto de Hyundai

11/08/2017 - Evaluamos un modelo que compite en uno de los segmentos de mayor demanda en el país. Dispone de motor 1.6 de 123 CV y caja automática.

Test drive

Test drive Chevrolet Tracker, más tecnológica que nunca

08/08/2017 - El SUV de GM se actualizó con un restyling estético y mejoras de equipamiento. Evaluamos el tope de gama con motor 1.8, caja automática y tracción integral.

Test drive

Test drive También para cuatro

27/07/2017 - Smart ofrece en el país la última generación del Forfour. Evaluamos la versión Play que se caracteriza por su motor de tres cilindros con turbo de 90 CV.

Test Drive

Test Drive Futuro nacional

17/07/2017 - La NP300 Frontier se importa de México, pero dentro de poco se empezará a producir en Argentina. Nos subimos a la versión LE 4x4 con caja manual.

Test drive

Test drive Grandes intenciones

12/07/2017 - Evaluamos la versión Confort del Tiggo 5, la entrada de gama del SUV de Chery. Es mediano, pero equipamiento, mecánica y precio de compacto.

Ka+ SE

Ka+ SE Con tercer volumen

04/07/2017 - Por primera vez tiene una versión sedán. Llega con la misma configuración de gama que el bicuerpo, manteniendo el motor 1.5 de 105 CV, y con ESP.

Décima generación

Décima generación Civic X

27/06/2017 - Evaluamos el nuevo sedán mediano de Honda. Llega para hacer ruido con nueva plataforma, diseño moderno y motor turbo.

Volkswagen Vento GLI

Volkswagen Vento GLI Sobrio y deportivo

23/06/2017 - Evaluamos la versión más deportiva del sedán. Usa un motor 2.0 con turbo que desarrolla 211 CV y se asocia a una caja automática DSG.

Mercedes-Benz C300

Mercedes-Benz C300 Coupé de categoría

16/06/2017 - Esta versión le agrega a su silueta deportiva de dos puertas le agrega el paquete AMG-Line. Viene con motor 2.0 de 245 CV y caja automática.

Peugeot 208 GTi

Peugeot 208 GTi Compacto picante

13/06/2017 - Importado de Europa, usa motor 1.6 THP de 208 CV acoplado a una caja manual de seis marchas. Tiene prestaciones deportivas en frasco chico.

  © 2013 Andrés Annikian - Cars.com.ar
 
El Webstudio.